27.06.2017

[BRICO]: un práctico toldo para la Volkswagen T2

Hoy os traemos un brico de cómo hacer un toldo con una estética vintage para nuestras furgonetas Volkswagen T2  (1967-79). En este caso no se trata de un réplica ni nada por el estilo, pero si está inspirado en los toldos que equiparon  algunas furgonetas  campers de los 50’s y 60’s. Lo que aquí se ha buscado es algo práctico, económico y sencillo pero que guarde una cierta estética con el vehículo. Quien dice T2 también es aplicable a otros modelos que equipen una pestaña vierteaguas en el techo.

La primera duda que nos surge es cómo sujetar el toldo a la carrocería. Después de haber visto varios sistemas  nos decantamos por  el llamado “pole & clamp” (traducción literal: mástil + pinza) . Es tan sencillo como aprovechar el canal vierteaguas del techo para colocar un tubo por donde pasará la tela del toldo y sujetarlo en ambos extremos (o más puntos) con unas grapas o pinzas.  Hace tiempo en anteriores escapadas ya habíamos improvisado algo parecido aprovechando el material disponible de un tejadillo para-sol de tela entre otras cosas (ver aquí), así que viendo el resultado  ahora tocaba hacer un toldo en condiciones. En total esta obra puede salir  por entre 60 y 70 €, aunque  a nosotros fue un poco menos al disponer de material "reciclado".

Para confeccionar nuestro toldo hemos necesitado:

a) Un recambio de tela para toldo en poliéster (280 g/cm2) de 280x250 cm adquirido en unos grandes almacenes de bricolaje (precio: 30 €).

b) Tela resistente tipo loneta.

c) Ojetes metálicos (6 mm)

d) Mástiles desmontables: en nuestro caso usamos 3 bolsas (con dos mástiles cada una) de Quechua (Decathlon) de 1,95mx16mm. Al final sobrará alguna pieza.

e) Piquetas y vientos de camping

f) Pletina de acero de 25x2,5 mm

g) Tornillos M8x20 de cabeza redonda y cuello cuadrado. Tuercas de palomilla (x3)

h) Forros de caucho, goma, silicona, etc...

*Extra: chapa de 2,5mm, tuercas y tornillos de M16 para hacer anclajes al suelo.

 

Los kits pole & clamps se pueden adquirir en varias webs de internet y no son caros, pero debido a que los gastos de envío superaban con creces el importe, decidimos hacer unos propios a medida.  Como todo, es bien sencillo contando con herramientas, aunque en este caso, un simple banco de trabajo es suficiente. Cortamos las pletinas a medida y las doblamos sirviéndonos de un tubo de mayor diámetro que el que iremos a emplear como soporte.  El mástil que servirá de anclaje a la carrocería  tiene 16 mm de diámetro  así que el tubo que servirá de molde ha de ser de 20 o 25 mm pues  hay que tener en cuenta los forros protectores.

IMG_4118.JPG

Aunque las pinzas o grapas (clamps) que se comercializan suelen ser curvadas en ambos brazos, aquí dejamos que la parte inferior sea totalmente plana. Taladramos los agujeros para el tornillo y limamos para darle forma cuadrada al agujero de la pletina inferior pues es donde encajará el cuello  que bloquea su giro. Tanto para proteger la carrocería de arañazos como ganar en agarre, se ponen unas guardas de goma. En este caso, escogimos un caucho bastante grueso procurando dejar una pestaña larga para que apoye sobre el techo sin dañar la pintura de éste. La pletina inferior se forró con una tira de silicona muy fina para poder librar la puerta al abrir o cerrar ésta. Se barnizó con una laca transparente para dejar aspecto metálico pero  protegida del óxido.

IMG_4139.JPG

NOTA: aunque en las fotos aparecen tres grapas, con dos de estos elementos puede ser suficiente para tener sujeción, aunque no está de más tener un extra en caso de acampar en zonas con viento. Por el momento lo hemos probado con dos en condiciones ventosas y aguantan de sobra. Ya  que nuestro toldo mide 280 cm de largo encajamos seis tramos del kit de mástiles para alcanzar una longitud final de 294 cm y así tener margen para colocar las grapas en cada extremo.  El pincho final del mástil se elimina ya que va encajado en una pieza de plástico y colocamos ahí un tapón de goma como en el otro extremo (así también protegeremos la zona del techo de posibles roces).

IMG_4135.JPG

Con ésto ya tenemos el soporte que lo anclará al techo. Ahora procedamos con la confección del toldo.  Sólo necesitamos una tela de recambio para toldos de jardín/hogar,  una tela de loneta (o tejido resistente) y unos ojetes metálicos.  Muy importante de disponer de una máquina de coser potente que en nuestro caso no fue un problema (mi tía, una vez más, se ocupó de esta labor, je, je).  Lo primero fue confeccionar una funda para la barra del techo dejando algo de labio, que será donde se coserá posteriormente  la tela de toldo. 

IMG_4181.JPG

La principal novedad que incorporamos frente a otros modelos comercializados es que decidimos que el sistema fuera compatible con la baca instalada. Por esa razón, hubo que hacer unos cortes en la tela de loneta para pasarla entre  los anclajes de la baca. No tiene más misterio salvo tomar las medidas correspondientes. Por si acaso, antes de coserlo definitivamente al toldo hicimos  pruebas para comprobar su ajuste.

IMG_20170323_173229.jpg

IMG_20170323_173424.jpg

Una vez cosido el toldo a  la loneta,  hicimos los agujeros donde insertar cada mástil  (tres mástiles, uno en cada extremo y otro en la mitad). Para ello nos servimos de un sacabocados, que pueden ser de tenaza o de golpeo (después de probar ambos, dio mejor resultado el segundo). Los ojetes metálicos se remachan gracias a que la mayoría vienen suministrados con un kit de montaje. Tan sólo hay que darles martillazos, apoyando en una superficie plana (por ejemplo,  un taco de madera como guarda) y con cuidado de no machacar en exceso pues es fácil deformarlos. Debido a que la tela empleada es bastante grande decidimos hacer agujeros extra en distintos  tramos para poder configurar el toldo a la longitud dependiendo del espacio disponible en el camping, pudiendo quedar así desde totalmente extendido a doblado en tramos  De igual forma, estos agujeros libres pueden servirnos para enganchar vientos extras si así fuera necesario.

IMG_5336.JPG

IMG_5329.JPG

En nuestra primera prueba los resultados han sido más que óptimos. Quizás nuestro mayor fallo fuera el emplear una tela demasiado rígida y pesada. También en caso de desnivel es difícil que el toldo quede tensado correctamente. Pero lo importante es que cumplió perfectamente con su función, su montaje es sencillo entre dos personas… salvo que sople mucho el viento (si no fuera por la baca sería aún más fácil, no cabe duda) y soportó ráfagas de viento bastante potentes, que era lo que más nos interesaba saber.

IMG_5938.JPG

Las cuerdas y tensores que nos servirán de anclaje a las piquetas se atan por encima del toldo.

IMG_5942.JPG

IMG_5935.JPG

Aunque los toldos de este tipo que se comercializan se conforman con simples topes de goma para apoyarse en el suelo, como extra decidimos acertadamente hacer unas bases  para los mástiles que se aseguran firmemente al terreno mediante piquetas clavadas...

IMG_5931.JPG

Se embutió un tornillo con la cabeza cortada  para enroscar a dicha base;

IMG_6014.JPG

Finalmente, todo el sistema recogido no ocupa demasiado espacio.

IMG_6036.JPG

19:00 Posted by Saludos aircoolerizados!!!! in BRICOLAJE, CAMPER/CAMPING, TÉCNICA/MANTENIMIENTO | Permalink | Comments (0) |  Facebook |