02.03.2011

SUPERVW Mag. vs otras revistas de clásicos generalistas

Hoy toca lectura y reflexión….  

            Recuerdo exactamente la primera vez que compré una revista dedicada a los automóviles clásicos; fue precisamente la única publicación especialista del  momento: Motor Clásico. Aquel ejemplar me llamó poderosamente la atención pues en la portada  aparecía un vehículo semejante a un VW… una réplica del Porsche 356 Speedster. Hacía un año que me había aficionado  a las revistas de coches, devorando sus datos e intentando adentrarme en los misterios de la mecánica, un campo que entonces me era totalmente desconocido. Pero aquel número 28, correspondiente a  Mayo de 1990 cambió mi vida. Los Escarabajos ya me obsesionaban (literalmente) desde mucho más atrás y por fin encontraba una revista que saciaba mi sed de conocimientos sobre estas mecánicas. Y no sé el por qué, pero el resto de los vetustos modelos que  allí se mostraban captó mi atención de tal manera que desde entonces he sido fiel hasta tal punto que conservo desde entonces todos los números escrupulosamente encuadernados (y hasta ahora suponen 37 libros de seis revistas cada uno).

21947635.jpg

                Pero la razón  de este éxito no se basó exclusivamente en las los modelos mostrados en las fotos, si no en la redacción entusiasmada y detallada ofrecida  y sobre todo, a las fichas técnicas y los reportajes dedicados  a diferentes historias. En definitiva, datos de interés.

 

mc73.jpg

3yg4qxc.jpg

 

                Llegados a este momento muchos os preguntareis ¿a qué viene este desvarío sinsentido en un blog dedicado a los Volkswagen clásicos?  Sencillamente porque no se me ocurre mejor manera de introducir el tema principal que deseo exponer: el actual panorama nacional de publicaciones dedicadas exclusivamente a los Aircooled VOLKSWAGEN.

19304013.jpg

                Actualmente y desde hace diez años los aficionados españoles debemos de conformarnos con una única revista centrada en el mundillo aircooled: SuperVW Magazine (MC Ediciones). Dicha revista supuso una gran alegría para mí el día que  vi su primer número expuesto  en un kiosco. Aún era un estudiante y la idea de poseer un Escarabajo seguía siendo una ilusión que tardaría un tiempo en realizarse.  Aunque sus inicios fueron prometedores y me sirvieron como fuente de información para adentrarme más profundamente en esta cultura, con el trascurro de los números la revista comenzó a decaer en calidad, con escasez de artículos didácticos. Pero lo que más indignaba a una parte de la afición es que se llegó a un extremo en que la totalidad de un ejemplar se sostenía por los artículos enviados por los propios lectores, los cuales presentaban sus vehículos mientras que otra porción se nutría de la versión francesa (la original) traducida… y realizada en ocasiones muy libremente. No niego que en sus inicios colaboré enviando un artículo sobre mi coche y hasta relativamente poco también con las crónicas de concentraciones del Club VW Gozón y Asturias. Pero llegó un momento en que uno se da cuenta que no merece la pena molestarse si los que de verdad se benefician no muestran un ápice de interés, limitándose al copy/paste y maquetando al libre albedrío.  Los reportajes exclusivamente realizados por  la revista parecen estar redactados por corresponsables que no se alejan mucho  más allá de la oficina, con un marcado localismo en la zona levantina de la península ibérica. Su presencia –obligada- en la “gran nacional” Bugspain de Alcañiz (Teruel) fue aprovechada para  rellenar más de media docena de números… si que le sacaron rendimiento al viaje sobre todo teniendo en cuenta que al ser bimensual consiguieron material de relleno para todo un año.

               

                Si hablamos de dejadez, solo hay que fijarse con que su web lleva sin actualizarse desde el número 36 que es de finales del 2009. Aunque legendaria fue la  portada del nº 31 con un error tipográfico garrafal. O el reciente fenómeno de la  inclusión de un artículo anterior repetido ilustrado por fotos de otra concentración que nada tenía que ver.

SW31_0020_portada.jpg

                Y lo que es peor; he llegado a tener la sensación de que simplemente no aporta nada, ni a mí ni a la futura afición. Un panfleto cuyo mayor cometido sea acabar como recortes en la carpeta de un adolescente.  Y por el módico precio de 4,70 €.

                Es una auténtica lástima teniendo en cuenta el tremendo potencial que tiene el mundo Volkswagen.  Y es aquí donde entra nuevamente a relucir otras publicaciones, que sin ser exclusivas de la marca alemana, podríamos denominarlas como “generalistas” de los clásicos. En alguna ocasión me han preguntado de donde saco tal o cual información. Y la verdad es que gran parte de mis conocimientos se los debo a los artículos publicados por Motor Clásico (mensual, 5,50 €), sobre todo gracias a que tomaron la iniciativa hace años de dedicar cada número a un modelo en concreto a modo de “dossier” con pruebas, fichas técnicas, historia, evoluciones, etc.... Así pues hasta ahora han tratado  tres generaciones de Escarabajo (Split+Oval, 1957-67 y post-68 respectivamente), el Karmann-Ghia 14 y la Transporter T1. Cabe destacar que si en alguna ocasión se les ha colocado una errata en el número siguiente publicaban el dato correcto e incluso han llegado a canjear gratuitamente los ejemplares defectuosos provocados por una avería de la imprenta ¡eso es o no seriedad!

p1020661p.jpg

mc195.jpg

 

                Otras revistas que han dedicado con bastante fortuna alguno de sus números a los Volkswagen es “Clásicos Exclusivos” (mensual, 5,30 €) aunque de ésta es criticable que sea la versión traducida de la original italiana, lo cual da lugar a ciertas incorrecciones y una falta de contraste y rigor en cuanto a información (curiosamente, también de MC Ediciones)

 

 

4522mus.jpg

                Una relativamente recién llegada (ya van por el nº10) es Auto-Bild Classic ( bimensual, 3,95€) la cual considero bastante seria y variada al mismo tiempo pues incluso dedican una sección sobre mecánica muy de agradecer.  En su último número prueban los coupés brasileños SP2 y Puma GT pero anteriormente por sus páginas ya desfilaron un 1200 '57, un 1302 cabrio,…. Y hasta un interesante artículo sobre el origen oculto del VW (la historia de Josef Ganz y su Volksauto).

auto bild10001.jpg

41035_10150254141710317_227017400316_14594793_6399629_n.jpg

                Retomando nuevamente la SuperVW , aunque la decisión de terminar con la colección ya la había tomado hace bastante tiempo (tras varios amagos) , por mi afán de concluir un libro completo ya que las llevo recopilando religiosamente  desde el nº1 (2001) , hoy he adquirido el último número (44, Marzo-Abril 2011) el cual teóricamente supone el final de esta revista en mi biblioteca. Pensando, con resignación, que nuevamente iba a toparme con un fraude absoluto, contrariamente a mis prejuicios este último número me ha supuesto un soplo de aire fresco. Algunos diréis “claaaaaro, como sale una restauración purista en portada, que es lo que te mola…”. Vale, lo reconozco que en parte sí. Pero también porque aparecen varios reportajes de coches nacionales de redacción propia y no los acostumbrados envíos de sus propietarios. Pero sobre todo por el haber incluido una ficha técnica y descriptiva sobre una restauración o el artículo histórico dedicado a los antiguos concesionarios de 1960. El resto sigue invariable. Pero por lo menos es un “algo” que la afición solicitaba. Por el contrario, sigue quedándose corta, demasiado para mi gusto y hasta repetitiva en su planteamiento. Sigue sin convencerme.

Saludos aircoolerizados!!!! (y escayolados)

1_0x0.jpg

19:59 Posted by Saludos aircoolerizados!!!! | Permalink | Comments (0) |  Facebook |

The comments are closed.